La mujer fue identificada como Yesenia García Báez, de 34 años quien trabajaba en un salón de belleza; mientras que el supuesto victimario es Julio Manuel Vidal, quien se entregó a las autoridades después que cometió el hecho.

Al quitar la vida a Yesenia Báez, el criminal dejó tres hijos en la orfandad.

El levantamiento del cadáver estuvo a cargo del Ministerio Público, oficiales del departamento de Investigaciones Criminales de la Policía (Dicrim) y el médico legista Benito Kelly.